403. Lleva siempre contigo una pequeña Browning de imitación con la que puedas disparar. En la mayoría de los casos  es suficiente con enseñarla. Si a pesar de todo alguien te dispara, da un salto a tiempo hacia la izquierda y vuelca una mesita o una silla. A veces podrás evitar el segundo tiro arrojando al suelo tu arma ante los pies del adversario.

De Manual para Embaucadores. Walter Serner

Free WordPress Themes, Free Android Games