Sassoon by Bassano. copyright National Portrait Gallery

El inglés Siegfried Sasson fue a la guerra, a la I Guerra Mundial. A su vuelta del      frente, le devolvió a Inglaterra una imagen devastadora de la contienda: los hijos de la patria morían por cientos en las trincheras. Nada de romanticismo, ninguna concesión alegórica. Sassoon tiró su condecoración al río y con ella, se hundió la idea caballeresca de una guerra.

La guerra fue un demonio

que paró nuestros relojes

aunque la conocimos

sonriente y alegre

 

El soldado voluntario se convirtió en uno de los exponentes de los War poets, junto a Robert Graves o Wilfred Owen. También su obra en prosa abundó en los horrores cotidianos de la guerra.

El Desvelo publica en abril una de sus obras poéticas más emblemáticas, Contraataque.

Free WordPress Themes, Free Android Games