Etiqueta: poesía

Cuatro poemas ‘leves’ para una tarde de septiembre

Objetos

Que no son tú, ni en ti se quedan
una tarde como esta.
Su tacto, su leve peso, el espacio que ocupan
entre los demás
es reconocible,
pero es solo cuando vuelves
y los tomas en tus manos
cuando es fácil saber, reconocer
su función, su uso,
el porqué de su presencia
que sin ti
no era nada.

Cortezas

Restos de la piel que crece y cae
y no será ya más nosotros,
pero lleva el ADN de nuestra memoria.

Fe

Solamente el que ama está a salvo.
solamente el que ama tiene salvoconducto,
puerta franca, vía de escape a este dolor.
Solamente el que ha amado
está salvado de este día, de este tiempo,
de esta ausencia.

Leve

Y saber ya
que cada día será una ausencia,
que pese a ello iremos olvidando detalles:
el timbre exacto de su voz,
el tacto de sus manos,
las canciones tarareadas a medias.
Saber también que sonreiremos
y seremos felices pese a ello.
Saber que los muertos pesan,
pero poco.

Entrevista a Kepa Murua en Culturamas: «Todo puede suceder en agosto»

Fotografía: Pablo García Herrero

Por Isabel Alamar.

Kepa Murua (Zarautz, 1962). Con una trayectoria de más de treinta años, su obra se compone de poemarios, novelas y ensayos. Sus últimos libros de poesía publicados son: Autorretratos (El Desvelo, 2018), Pastel de nirvana (Cálamo, 2018) y El cuaderno blanco (El Desvelo, 2019). En cuanto a sus novelas, debemos mencionar Un poco de paz (2013), Tangomán (2015) De temblores (2017) y La carretera de la costa (2020), todas ellas publicadas en El Desvelo. Hasta la fecha solo se han editado dos volúmenes de sus memorias, con los títulos: Memorias de un poeta metido a editorLos pasos inciertos, 1996-2004 (Milrazones, 2012) y Los sentimientos encontrados, 2005-2007 (Cálamo, 2016). Actualmente trabaja en un ciclo novelesco titulado El escuchador.

¿Qué otros escritores te animaron a escribir?

Cuando era un muchacho mi hermana María José me regaló Veinte poemas de amor y una canción desesperada, de Neruda, luego pude leer Cartas al padre, de Kafka, un libro que sentí como diferente. Esto es algo distinto, me dije. Pero lo que me animó a escribir fue Cartas a un joven poeta. Rilke fue para mí el profesor que no tuve.

¿Cómo alimentas tu creatividad?

Leo libros de diferentes disciplinas, también la prensa, y me fijo en la gente, escucho sus conversaciones con atención y dejo que la imaginación haga su trabajo.

¿Cómo se escribe en tiempos de coronavirus?

Se pensará que se hace con nerviosismo, pero en mi caso, cuando escribo, estoy en un mundo que me defiende del miedo o del temor al futuro. Si escribo el tiempo pasa y viajo por diferentes lugares aun no moviéndome de casa.

¿Qué es aquello inesperado o esperado que ha aportado la literatura a tu vida?

La sorpresa, esa capacidad de recrear mundos distintos o de elaborar pensamientos arriesgados. Ahora que me hago mayor siento que me ha aportado conocimientos y mucho de relajación.

¿Cuál es ese libro que no podía faltar en tu biblioteca?

Autobiografía de un yogui, de Yogananda. La recomendación nos la dio George Harrison, el músico regalaba este libro a cada amigo que traspasara la puerta de su casa.

¿Qué admiras en tus amigos escritores?

Como dicen de mí que soy serio, su alegría.

¿Qué es lo que más te gusta de tus lectores?

Se aprende mucho de ellos; alguna vez recibí una carta que me motivó a seguir, pese al escaso eco de mi trabajo. Cuando los conozco, siento su voz plenamente; hasta entonces los imaginaba de otra manera.

¿Qué es lo que estás escribiendo y leyendo en estos momentos veraniegos?

Escribo canciones. En agosto leo los libros que me envían durante el año. Lo que ya no hago es responder si me gustan o no. Un amigo me dijo: “cómo has viajado tanto” y lo cierto es que no me he movido de casa más que para ir al parque o muy de vez en cuando a la playa. Con el tiempo que me resta, aprovecho para actualizar mis redes, leer los comentarios y saludar a los nuevos y viejos amigos y conocidos.

El cuaderno blanco

Háblanos de tu última antología y comparte por favor, con todos nosotros. uno de sus poemas.

   El cuaderno Blanco es la primera antología de mis poemas, la selección fue hecha por Catalina Garcés y observo que eligió poemas con una mirada distinta a la mía, y eso me gusta.

Yo llegué un día a este libro
cuando sus páginas estaban cerradas.
Y tú llegarás a darte cuenta
de que no es tan triste
como parece a primera vista.
Por eso me preparo a conciencia
y le doy las gracias a la vida,
aunque nadie me oiga
o nadie vea cómo lo hago,
muchas veces con los labios cerrados.
¿Qué quieres que te diga?
Escribo aunque nadie me lea.

Transcribe un párrafo de tu última novela y cuéntanos un poco su argumento.

  La carretera de la costa va sobre ETA, esa locura que vivimos porque no fuimos sensatos ni inteligentes. Copio un párrafo:

¡Pobre aquel que cayera por unas balas siendo un hombre inocente!, ¡pobre aquella mujer que paseaba y explotó una bomba!, ¡pobres aquellos que mataban y morían!, ¡pobres aquellos que llegaban a un norte frío y se convertían en duros e inasequibles a la ternura o distantes ante la inocencia de tantos que en medio asistían perplejos a lo que sucedía, y llegaban a pensar que bastante suerte era que aún siguieran con vida!

La carretera de la costa.

Comparte con nosotros algún texto que tenga que ver con los meses de verano.

Tengo un libro inédito, un ensayo titulado Libro de las estaciones; a ver si esta entrevista la lee alguna editora y quiere publicarlo.

“Todo puede suceder en agosto”:

Agosto no es egoísta como febrero, no es tan húmedo como abril, no es tan testarudo como octubre ni tan sagrado como diciembre, pero es el más luminoso y claro de todos, es amoroso y abierto. Es un mes que se ofrece en todos los lugares del mundo a los necesitados y tiene el poder de convertir sus treinta y un días en un lugar donde todo puede suceder si se abren los ojos antes de que nos invada el sueño.

El poemario ‘En el lugar del viento’, de Teresa Guzmán, ya disponible

En el lugar del viento

¡Ya lo tenemos en preventa! El poemario #enellugardelviento, de #teresaguzman#premiogerardodiegodepoesia2019 estará oficialmente en la calle el día 31, pero ya se puede reservar en tu librería más cercana o en los canales de venta online. Y también en nuestra web, claro.

‘En el lugar del viento’, de la poeta extremeña Teresa Guzmán es el Premio Internacional de Poesía Gerardo Diego 2019 que ahora ve la luz. Aquí reproducimos uno de sus poemas:

APENAS TE ROZABA COMO EL AIRE

y esperaba tus noticias frente a los muros blancos,
frente a las pantallas blancas que aguardaban
tras cada movimiento de los ojos
que acababan secándose.
Pronunciaba las tres sílabas de tu nombre
y miraba lo extraño de la lluvia en la ciudad,
sus múltiples posibilidades frente a los semáforos
que cumplían diligentes su labor,
cediendo caballerosos el paso.
Todas las estridencias le caben a la noche,
por eso estamos aquí jugando a ciegas
como si no supiéramos ya lo que vinimos a hacer.
Bajo el frío de las sábanas
una palabra vale por todas las hogueras.
Cuando el invierno madura en los parques,
nos aferramos al abrazo insomne
con que este presente
nos ata las manos al borde de la cama,
bajo la humilde entrega de un cuerpo hecho temblor

Teresa Guzmán

Teresa Guzmán (Don Benito, 1972), quien se ha definido «como la persona serena que en realidad no soy», estudió Filología Inglesa y posteriormente Magisterio, profesión que ejerce. Se dedicó a la escritura desde una edad muy temprana y entre sus publicaciones, además de teatro, destacan Poemas (1993), Poemas para un collage (1995), Correspondencia (2000), En las márgenes del fuego (2002), Los visillos del viento (2004) y Todas las razones para la huida (2014). Ha merecido, entre otros, los premios Valbón, Certamen de poesía de Valverde de la Vera, Porticvs, Elvira Castañón o el García de la Huerta. Es fundadora del colectivo poético Veritas.

 #bookstagram #book #bookstagramespaña #books #poesia #poetry #bookshop #bookstore

Lo que se avecina: ‘Leve’, nuevos poemas de José Manuel Gallardo (III)

Jose Manuel Gallardo
Jose Manuel Gallardo

 ‘Leve’ es el último poemario del madrileño José Manuel Gallardo. Un  poemario sencillo y hondo en donde el autor cruza el umbral del dolor y la enfermedad para reflexionar poéticamente sobre las coordenadas de tiempo y espacio cuando la muerte ronda cerca. 

José Manuel Gallardo, madrileño, es licenciado en Filología  Hispánica, Máster de Enseñanza de Español como Lengua Extranjera y director  pedagógico y profesor de Lengua y Literatura. Ha publicado con esta editorial el  poemario ‘Infinitos monos’. Previamente había publicado ‘Límites’, Ed. Talavera  de la Reina, 2003 (accésit al Premio Joaquín Benito de Lucas); ‘Números rojos’,  Amazon.es, 2012; y algunos de sus poemas aparecen en la antología ‘Dos poemas  y un café’, Ed. Seafree, 2012. También ha publicado en diferentes páginas webs  como ‘Las afinidades electivas’, ‘El bote de Colón’ o ‘Ping Pong’, entre otras.  Realiza recitales y sus poemas han sido musicados por cantautores. 

Lo que se avecina en otoño: Martin Seymour-Smith, edición bilingüe de su poesía por Imanol Gómez Martín (I)

Martin Seymour Smith.
Martin Seymour Smith.

Comenzamos el adelanto de novedades de nuestra editorial para este otoño que comenzará en breve y lo hacemos con la poesía de Martin Seymour-Smith, apenas publicada en español. Será una realidad en septiembre, en edición bilingüe, a cargo de Imanol Gómez Martín, quien ya antologó y tradujo la poesía de otro británico, Robert Nye.

Seymour-Smith fue, aparte de uno de los críticos más influyentes del Reino Unido, un poeta inconmensurable que necesitaba ser traducido al español.

Martin Seymour-Smith (24 de abril de 1928 – 1 de julio de 1998) fue un poeta, crítico literario, biógrafo y astrólogo británico. Nació en Londres y estudió en Highgate School y St Edmund Hall, Oxford , donde fue editor de Isis y Oxford Poetry. Su padre Frank era un bibliotecario jefe que suministró libros a Robert Graves, y su madre Marjorie escribió poesía y publicó bajo el nombre de Elena Fearn.

Comenzó como uno de los poetas anglófonos más prometedores de la posguerra, pero se hizo más conocido como crítico, escribiendo biografías de Robert Graves (a quien conoció por primera vez a los 14 años y con quien mantuvo estrechos vínculos), Rudyard Kipling y Thomas Hardy. También produjo numerosos estudios críticos.


El poeta y crítico Robert Nye declaró que Seymour-Smith fue «uno de los mejores poetas británicos después de 1945». Otros para alabar su poesía incluyeron a Robert Graves, CH Sisson , Geoffrey Grigson y James Reeves.

‘Cuaderno de Saì Gòn’, la experiencia poética del Vietnam de Pablo Escribano

Cuaderno de Saì Gôn

Las mujeres casadas muestras sus / pechos desnudos, / lunas negras, y al caer / la tarde se asa un perro. 

Cuaderno de Saì Gòn entremezcla el exotismo de los cuatro años transcurridos en Vietnam con reflexiones ácidas sobre la existencia y los valores que imperan en el mundo.

Es el primer poemario que publicó Pablo Escribano. Incluye un prólogo poético de Jorge Riechmann, que recoge 13 poemas de este a modo de ‘acompañamiento’ del libro de su amigo; y una cubierta diseñada por Carmen Quijano.

#cuadernodesaigon #pabloescribano #poesia #poetry #ultimathule

Premios José Hierro de Poesía y Relato Breve 2018

Los Premios José Hierro de Poesía y Relato Breve apoyan a los jóvenes creadores en el inicio de su andadura literaria. En su edición de 2018, Daniel Steele Rodríguez, fue el ganador del premio de relato con ‘La machaca’; Leyre Martín Varela, accésit en relato con ‘Tela de araña’; Ángela Arambarri Ateca, ganadora en poesía con ‘Ritmo y demora’; y Pedro Diego Varela, accésit en poesía con ‘Voces de flor’. 

Pedro Diego Varela
Leyre Martín Varela

#premioshierropoesiayrelatobreve #leyremartinvarela #danielsteel #angelaarambarri #pedrodiegovarela

David Leighton escribe sobre la vida y obra de su tío Roland

Mi padre, Evelyn Leighton, tenía sólo quince años cuando su querido hermano mayor, el lugarteniente Roland Leighton, perdió la vida en el frente occidental de la Primera Guerra Mundial. 

Tras esta inesperada tragedia, mi padre apenas tuvo contacto con sus padres y nunca les habló a sus propios hijos de lo ocurrido durante estos años de su vida. Sin embargo, a lo largo de su carrera como oficial en la marina británica, sintió que era su deber responder de algún modo a las altas expectativas creadas por su hermano Roland. 

Nosotros, sus hijos, supimos muy poco de nuestro tío Roland hasta que, en el año 1979, apareció la versión televisiva del libro autobiográfico Testament of Youth. Esta miniserie se basaba en el famoso libro de memorias de Vera Brittain, publicado en 1933. 

Tanto la serie de televisión como el libro, despertaron nuestro interés por la historia familiar, particularmente en la relación que mantuvieron la autora del libro, Vera Brittain, y nuestro tío Roland. Ambos se habían prometido en matrimonio antes de que Roland viajara por última vez al frente occidental en Francia, en agosto de 1915. 

El talento literario de Roland se debió, en gran medida, a la influencia de sus padres. Su padre, Robert Leighton, llegó a publicar alrededor de cuarenta libros de aventuras para jóvenes, mientras que su madre, Marie Connor Leighton, aportaba la mayor parte de los ingresos familiares escribiendo novelas románticas. El entusiasmo militar de Roland fue una consecuencia directa de la ideología militar e imperialista que reinaba en el ambiente de los internados y colegios privados de la época. 

En su poesía encontramos dos vertientes. Una de ellas dibuja claramente su viaje emocional, desde sus últimos días en el instituto, pasando por su encuentro con Vera y el descubrimiento del amor, hasta la desilusión producida por su experiencia en las trincheras. La otra vertiente es más experimental; en esta Roland parece querer jugar con diversas temáticas y formas poéticas, anunciando un futuro prometedor como escritor. 

Al estudiar cuidadosamente la obra de Roland Leighton y traducirla diestramente al español, Paula Campos Fernández ha realizado una importante contribución. Nuestra esperanza es que, además de dar a conocer su valor literario, sirva también para reflejar la terrible pérdida de potencial humano que toda guerra provoca.

David Roland Leighton 

Matemáticas, algoritmos, memoria, recuerdos: las ‘Cadenas de búsqueda’ de Javier Moreno

Cadenas de búsqueda, de Javier Moreno
Cadenas de búsqueda

Alguien se conecta a internet, teclea una cadena de búsqueda y observa los resultados en la pantalla. Información, datos. Ese alguien se pregunta cómo puede inscribirse en ese marasmo de datos, si existe un modo en que la información devenga sujeto. Ahora todo lo contrario. El sujeto concebido como un dispositivo de almacenamiento de memoria y olvido. El recuerdo como cadena de búsqueda y encuesta lanzada a ese dispositivo. El poema como criba que suma al automatismo cerebral el ruido y la metáfora. A veces obtenemos resultados. En ocasiones no hay más remedio que usar otras palabras. 

#javiermoreno #cadenasdebusqueda #poesia #bookstagram #bookworm #poetry #ultimathule

Javier Moreno (Murcia, 1972) ha cursado estudios de Matemáticas y de Teoría de la literatura y literatura comparada. Es autor de las novelas Buscando Batería (Bartleby, 1999), La Hermogeníada (Aladeriva, 2006), Click (Candaya, 2008) -novela esta última por la que fue nombrado NUEVO TALENTO FNAC-, Alma (Lengua de Trapo, 2011) y del libro de relatos Atractores extraños (InÉditor, 2009) ?finalista del premio SETENIL 2010-. Ha publicado asimismo los libros de poesía Cortes publicitarios (galardonado con el Premio Nacional de Poesía Fundación Cultural Miguel Hernández, ed. Devenir, 2006), Acabado en diamante (Premio Internacional de Poesía Joven La Garúa, La Garúa, 2009) y Renacimiento (Icaria, 2009). Es autor de la obra de teatro La balsa de Medusa (Editorial Anagnórisis 2012). Ha aparecido antologado, entre otros libros, en La luz Nueva. Singularidades en la narrativa española actual (Berenice, 2007), Mejorando lo presente. Poesía española última: postmodernidad, humanismo y redes (Caballo de Troya, 2010), Pequeñas resistencias V (Páginas de Espuma, 2010), Mi madre es un pez (Libros del silencio, 2011) y Döppelganger (Jekyll&Jill, 2011), entre otros.

Un poema de la edición de la obra de Roland Leighton en ‘Un llanto sobre el mar’

Un llanto sobre el mar

Vale 

Adiós, entonces. Ya cantamos nuestras dulces canciones; 
marchitas están nuestras guirnaldas de rosas rojas.
El día luminoso 
–plata y azul y oro– 
se apaga, en busca del sueño

La tarde resplandece, 
atravesada por la sangre del ocaso, 
como un pájaro suave y gris que vuela 
para descansar bajo las alas perfumadas 
de la noche oscura y azul. 

Traducción Paula Campos Fernández

Roland Aubrey Leighton nació en Londres el 27 de marzo de 1895 y ha pasado a la historia de la literatura inglesa como uno de los ‘war poet’, uno de aquellos jóvenes idealistas que se desengañaron en las trincheras de la I Guerra Mundial e imprimieron un giro crítico y pacifista a la poesía de su tiempo. Hijo mayor de Robert Leighton, autor de libros de aventuras para jóvenes, y de Marie Connor Leighton, una conocida escritora de novelas románticas, Roland estudió entre 1909 y 1914 en el internado de Uppingham, en Rutland, donde fue un alumno ejemplar. Allí conoció a Edward Brittain y a Victor Richardson, sus amigos más cercanos. En abril de 1914, Edward le invitó a pasar las vacaciones de Semana Santa en su casa de Buxton (Derbyshire) y allí conoció a Vera Brittain, con quien establecería una relación. El 28 de julio de 1914, tan sólo semanas después de que Leighton terminara el instituto, se declaró la Primera Guerra Mundial. Al igual que muchos jóvenes de su generación, se alistó en el ejército tan pronto como pudo. En marzo de 1915, fue destinado a Francia con el Regimiento de Worcestershire. La noche del 22 de diciembre de 1915, Leighton recibió un disparo cuando estaba de descubierta cerca de la tierra de nadie. Murió al día siguiente en Louvencourt. Tenía 20 años. #unllantosobreelmar #rolandleighton #paulacamposfernandez #warpoet #primeraguerramundial #poesia #bilingue

El libro ha sido traducido, anotado y seleccionado por Paula Campos Fernández. Incluye un prólogo a cargo del poeta Ben Clark y una introducción de David Leighton. El estudio introductorio ha corrido a cargo de la propia editora literaria, quien realizó su tesis doctoral sobre el desaparecido poeta británico. La obra, en edición bilingüe español-inglés, incluye, por último, un anexo fotográfico con fotos de la vida de Roland Leighton y de sus manuscritos.

El libro saldrá oficialmente a la venta el 13 de julio.

A %d blogueros les gusta esto: